Las Naciones: Octubre 3

Salmos 58: 3-6, 10-11

«3 Se apartaron los impíos desde la matriz; Se descarriaron hablando mentira desde que nacieron. 4 Veneno tienen como veneno de serpiente; Son como el áspid sordo que cierra su oído, 5 Que no oye la voz de los que encantan, Por más hábil que el encantador sea. 6 Oh Dios, quiebra sus dientes en sus bocas; Quiebra, oh Jehová, las muelas de los leoncillos.

10 Se alegrará el justo cuando viere la venganza; Sus pies lavará en la sangre del impío. 11 Entonces dirá el hombre: Ciertamente hay galardón para el justo; Ciertamente hay Dios que juzga en la tierra. «(RV1960)

OREMOS PARA QUE DIOS TRAIGA A LOS MALVADOS ANTE LA JUSTICIA

Preparing the succah

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *